Cuando hay amor siempre hay lealtad

Si alguien te ha sido infiel, te han traicionado o lastimado emocionalmente…

No es tu culpa… son los vacíos que ellos mismos no han sabido llenar.

Pero sí quieres sanar, es importante entender nuestra responsabilidad, aceptar que mínimo tuvimos un rol en la historia.

Enfocados en el otro y su culpabilidad nunca ha servido a nadie de nada… sólo es el ego buscando su versión de la justicia.

Lo único que nos puede sanar es enfocarnos en nosotros, identificar las decisiones que nosotros tomamos para llegar a donde llegamos (empezando por el hecho de que nadie elige a nuestras parejas o amistades por nosotros).

Lo siguiente es dejar de juzgar a los demás, dejar de convertirlos en nuestros victimarios como si ellos guardaran la llave a nuestra felicidad con sus acciones o no acciones.

Esa es la creencia más desempoderante que existe.

Dejemos de basar nuestra felicidad en que otras personas “cambien” o cumplan nuestras expectativas según lo que consideramos correcto o incorrecto.

Por cierto, si has hecho alguna de esas cosas ¿qué tal te ha ido con eso?

¿Te sientes más en paz y feliz por odiar o culpar al otro?

Acuérdate de esto… no es lo mismo dolor que sufrimiento.

El dolor va a ser inevitable en la vida… personas se van a morir, relaciones van a terminar, personas se van a comportar diferente a como esperabas, y todo eso es parte de un proceso de vida en el que estamos descubriendo quiénes somos.

Pero quedarte estancado en el capítulo de tu vida en el que te dieron esa cachetada, y leerlo una y otra vez, pensar en los detalles de la cachetada, y agitar tu puño cerrado hacia el cielo preguntando por qué a ti… eso se llama sufrir. Y cómo dicen persona mucho más sabias que yo… el sufrimiento es totalmente opcional.

En resumen, si quieres ser feliz, hazte feliz. Deja de esperar que alguien más lo haga por ti.

De hecho es la única forma real de amar… amar porque nos gusta amar, no haciéndolo por una necesidad de recibir algo que ni siquiera yo me estoy dando a mí mismo.

Te vas a dar cuenta de algo… que la persona que más teme ser engañada es quién más propensa es a ser engañada… así como quién más necesita no ser abandonado se hace correspondiente con personas que lo abandonan.

Es lo que necesitaba experimentar para aprender que el amor vendrá de adentro de él, la admiración vendrá de adentro de él, no de alguien más.

Y solamente cuando ese ser entienda que sus emociones son un reflejo de cómo se percibe a sí mismo y cómo interpreta al mundo, y no lo que hacen las demás personas… sólo entonces podrá realmente amar sin necesidad, sin temor a ser lastimado.

¿Es un proceso? Sí. ¿Es fácil? No. Pero para eso estamos aquí todos.

No dejes que las acciones de otro amarguen TU existencia.

Al final las personas no nos hacen cosas… solo hacen cosas y nosotros decidimos cómo queremos interpretar lo que hacen.

Yo recomiendo el camino del vencedor que toma responsabilidad de su vida y sus decisiones… si alguien quiere sumarse, súper. También está el otro camino… el de la víctima. Ese barco va para otro lado… a lugares de dolor inimaginable e interminable.

Al final es una elección.

Sé que tienes poder sobre ti… pero para ejercerlo tienes que dejar de entregárselo a las demás personas.

Again… no es fácil, pero es necesario aprenderlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s